Elon Musk Vs. Jeff Bezos, La Batalla De Titanes

Dos hombres poderosos, multimillonarios,  líderes de grandes empresas como Tesla Motors fundada por Elon Musk (55años) y  Jeff Bezos (47 años), fundador de Amazon que compiten en el sector aeroespacial privado y ambos desean los jugosos contratos de la NASA.

Una batalla por ser el primero, el mejor y no hay límite ni restricción para ninguno. ¿Será que tienen sueños de un ”futuro mejor”?

Pues nadie puede juzgar sus verdaderas intenciones. Mientras aporten conocimiento y logros a la humanidad pueden continuar en su lucha por alcanzar la primacía.

 Algunos medios lo mencionan como la nueva guerra de las galaxias.

El primero propietario de la compañía SpaceX, el segundo dueño de Blue Origin, enfrentados en una batalla sin tregua por querer ser el pionero y líder en la carrera espacial. 

Ambos cuentan con un patrimonio que les ha permitido probar diferentes métodos y crear naves espaciales, aunque a través de sus fundaciones Bezos Family Foundation y Musk Foundation  también apoyan otras causas como ayudar a instituciones frente a catástrofes, desarrollar inteligencia artificial, investigación contra diferentes enfermedades como el cáncer, además de becas de estudio para jóvenes.

 Mientras sigan dando apoyo a buenas causas pueden seguir con su millonaria lucha.

Comienza la batalla.

La propuesta mundial que presentó Bezos dónde pretende crear colonias autosustentables en el espacio, además de presentar una nave de alunizaje llamada Blue  Moon  BE-7 no le entusiasmó mucho a Musk que se burló del vehículo espacial, publicando por su cuenta de Twitter una imagen editada de la nave Blue Moon (luna azul), cuyo nombre reemplazó por Blue Balls (bolas azules) acompañando la imagen con el texto: “ oh, deja de molestar, Jeff”.

Rivalidad con tiempo.

En 2010 no se registraba alguna pelea, SpaceX era la compañía privada con mayor desarrollo espacial, sin embargo aparecieron en escena nuevas competencias entre ellas Blue Origin.

Blue Origin tiene menos años de experiencia, menor trayectoria, cohetes menos sofisticados por ahora. Eso no le ha impedido competir con SpaceX en algunas cosas, como el hecho de que ambos están por construir la nave de la NASA para volver a la luna en la misión Artemis.

 En la actualidad, Space Exploration Technologies (SpaceX de Musk) es el proveedor de bajo costo de los lanzamientos de cohetes, con precios de 60 millones de dólares para poner cargas en el espacio.

  La pelea ya había comenzado, cuando en 2015 se produjo un enfrentamiento después de que Blue Origin aterrizara un cohete reutilizable. Poco antes SpaceX fracasó con su cohete Falcon 9, animando a Musk a escribir en su cuenta de Twitter “felicidades a Jeff Bezos y al equipo”, pero con malicia agregó: “ sin embargo, es importante aclarar la diferencia entre espacio y órbita”.

En 2017 Bezos anunció públicamente que vendería acciones de sus empresas para invertir más de US$ 1.000 millones cada año en Blue Origin, desición que muestra lo mucho que pretende lograr en el ámbito espacial. Aunque no se trató de una amenaza ni mensaje directo a Musk le dejó muy claro cuales son sus ambiciones y que la rivalidad y la competencia no terminarían aún.

 Continuaban los enfrentamientos de ambos magnates a través de las redes, ya que cuando Bezos anunció sus planes para lanzar más de 3.000 satélites para ampliar la cobertura y velocidad de internet bajo el proyecto llamado Kuiper, Musk lo llamó “copión” también en su cuenta de twitter, ya que él presentó un proyecto similar llamado Starlink en 2018.

El propósito de ambos es dominar el mundo espacial, puede ser con viajes a la luna, Marte o algún otro objetivo que se logre alcanzar mientras el dinero y los avances en este campo lo permitan.

Es interesante mencionar que Bill Gates ve la rivalidad como algo divertido y no algo que mejore en algún aspecto a la humanidad.

Musk vs. Bezos su confrontación aumenta.

  El periodista Alex Berenson  escribió un libro sobre COVID-19, siendo rechazado por Amazon para ser publicado en la plataforma de Kindle. Amazon explico que se trató de un error, pero Elon Musk aprovechó la situación.

 Por su tweet comentó que es una locura que el libro fuera rechazado y se dirije directamente a Bezos, un segundo tweet menciona que es momento de romper Amazon y que los monopolios no son correctos.

 Siempre al tanto el uno del otro para ver la manera de como lanzar la estocada por su cuenta de Twitter.

La pelea comienza en Twitter hay que esperar para ver dónde termina…

Comparte tu aprecio